Alquiler de salas en Barcelona ¿Cómo emprender?

El negocio de alquilar salas es uno de los negocios que están más en auge estos últimos años, y más en las grandes ciudades. La principal ventaja es que las posibilidades son muchas: se pueden alquilar para fiestas, para almacenaje, para cursos de formación, para reuniones, etc. Pero, ¿qué se debe tener en cuenta para poner en marcha un negocio de estas características? Aquí os damos algunas claves:

Alquiler de salas

  • En primer lugar debemos saber en dónde tendremos las salas para alquilar. La ubicación es importante, ya que si están céntricas será más fácil que la gente acceda a ellas. El tipo de uso que se quiera dar a la sala es muy importante a la hora de pensar dónde ubicarnos. Por ejemplo, cerca de un campus universitario resultaría muy práctico alquilar salas para cursos de formación, o bien, situarse en un entorno donde haya muchas oficinas podría ser muy práctico si las queremos alquilar para la realización de reuniones de trabajo. Un análisis de mercado para ver si hay competencia en la zona también nos iría muy bien para ayudarnos a escoger y acabar de decidir.
  • Aspectos prácticos de la sala: ¿cómo es la sala? ¿qué servicios ofrece? Hay algunos elementos que son siempre comunes sea cual sea su uso, como por ejemplo la buena iluminación o la disponibilidad de un baño. Otras ya dependerán de su uso. Es importante también saber de cuantos metros cuadrados reales se dispone, etc.

 

  • Buscar capital: para el negocio del alquiler de salas la inversión que se debe hacer no es muy grande: simplemente se tienen que adecuar las salas según el tipo de servicio que se vaya a ofrecer y luego los gastos propios de un negocio junto con las facturas de luz, agua y teléfono. Aún así, al principio quizá se tenga que hacer una buena inversión. Si no dispones de suficiente capital, puedes buscarte un inversor o un socio. También debes valorar si hace falta contratar personal fijo para tareas como el mantenimiento de la sala, seguridad, recepción, etc.
  • Plan de márqueting: una vez tengas casi todo montado, deberás hacer una buena campaña para dar a conocer tu negocio. Piensa en que servicio ofreces y anúnciate a las empresas o entidades que creas que son tu público potencial. Piensa también si quieres anunciarte en diferentes canales: medios de comunicación clásicos como la radio o periódico, redes sociales, folletos en papel, etc.
  • Trámites: por último, aunque quizá podría haber sido el primero, debes saber que para emprender cualquier negocio se tienen que realizar una serie de pasos previos y solicitar algunos permisos (y más dependiendo del uso que quieras darle a las salas). Existen portales o servicios públicos que os pueden ayudar a mover el tema, como por ejemplo el Portal del Emprendedor o Barcelona Activa, servicio público del Ayuntamiento de Barcelona y que tiene un apartado especial para empresas y emprendedores con servicio de asesoramiento para la constitución de empresas o ayuda a la hora de buscar financiación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *